marzo 03, 2012

Perdida.

-Estoy aquí. Sálveme.
-Estás a salvo.
-Sigo enferma.
-El color de tus mejillas está bien muchacha, las pastillas hicieron efecto.

-Quiérame.
-Te quiero.
-No así.
-No puedo de otra forma.

-Cuídeme.
-¿De qué?
-De lo que puedo llegar a hacerme.

-¿Ahora de quien intentas escapar?
-Siempre ha sido de lo mismo. Siempre de mí.


4 comentarios:

Clara dijo...

me gusto mucho tu blog!!! te espero por el MIo!
http://shinibiworld.blogspot.com/

..Escribiendo corto.... dijo...

A veces necesitamos escapar de nosotros mismos, siempre.

Elizabeth dijo...

La vida es un constante escape, de nuestros miedos, fracasos, derrotas, errores, y básicamente todo eso nos encierra a nosotros mismos; aún así he oído que lloras por volver a un nido de aves iguales, y aunque todo parezca gris, el camino sigue siendo el mismo. Ellos siguen viéndote, cuidándote de lejos, amándote mucho más que antes. Para ellos sigues siendo esa hermosa chica de papel, tan perfectamente imperfecta. Cuando creas que tu vuelo decae, pasa por mi guarida de hojalata y paja, aquí serás bien recibida, aunque ya el cielo se haya caído en mil pedazos. Busquemos juntas ése rojo cielo pintado con sangre, con recuerdos. ♥

reptilio dijo...

salvame

"get a job, go to work, get married, have children, follow fashion, act normal, walk on the pavement, watch TV , obey the law, save for your old age,

repeat after me: ´I am Free´"